hombre 2

EL CASO QUE RELATO A CONTINUACIÓN ESTÁ BASADO EN HECHOS REALES

“La Orquesta de Los Angeles de San Rafael celebra audiciones para cubrir una plaza de flauta”

Se han presentado un total 72 solicitudes de aspirantes procedentes de todas partes del mundo; seleccionándose finalmente 33 de ellas por currículum, atendiendo a la experiencia orquestal. La Fundación “Orquesta de San Rafael of Music” realizará audiciones para cubrir la plaza de solista de flauta el próximo viernes, 14 de febrero, a las 10:00 horas, en la Sede Principal de la Orquesta.

La jornada comenzará con un sorteo para determinar el orden de actuación de los aspirantes, que tocarán tras una cortina para que el tribunal no conozca de quién se trata y “garantizar la imparcialidad”.

Finalmente, el aspirante que supere la prueba será contratado en régimen laboral por una duración de un año de acuerdo con el RD 1435/85, convirtiéndose en indefinido al superar ese período de conformidad, bla, bla, bla… “

descarga

¡ Ja, ja,ja! Es que con lo de la cortina me parto de risa, me recuerda a un programa de televisión donde una persona podía elegir a su pareja entre varias candidatas, separados por una cortina …¡Qué peligro!

descarga (1)

Ahora, pensándolo bien, sería muy provechoso usar la cortina con algún director que otro para lograr esa “imparcialidad”, por parte de los músicos de las orquestas que tienen que sufrirlos-“Ojos que no ven, corazón que no sufre”-, o incluso con algún que otro compañero para poder crear un “ambiente imparcial” y de buen rollito. Las mentes inquietas creen que a quien van a contratar es a un instrumento y no caen en el pequeño detalle que hay una persona detrás.

Sería aconsejable el obtener una buena cantidad de datos sobre la persona que va a formar parte de un grupo de trabajo. Con el gran invento de la cortina nos perderíamos todo el lenguaje  “no verbal” basado en los gestos y la configuración física, el cual nos puede proporcionar muchísima información a cerca de  la persona con la que posiblemente vas a estar más horas que con tu mujer… y en este negocio  de la orquesta es muy complicado el divorcio con un compañero.

LA EXPERIENCIA, CONDICIÓN MUY IMPORTANTE EN EL RIDICULUM-Puedo estar o no de acuerdo en esta forma de pre-selección, pero me resulta más que curioso que hablar de este tema en círculos orquestales siempre levante ampollas, cuando resulta que la mayoría de  músicos  de nuestro país engrosaron las filas de una orquesta prácticamente sin experiencia orquestal. ¡Ya!, ¡Eran otros tiempos… nos ha jodío!.

En realidad… ¿Es tan importante ” la experiencia” para trabajar en  una orquesta?. Parece una pregunta demasiado obvia, pero no es tan sencilla la respuesta.  La experiencia puede ser un plus pero también puede ir en tu contra. Las personas, incluso los flautistas ,vamos con “archivos ocultos” y, por desgracia, esto no se ve reflejado en un currículum.  Está viridicamente demostrado en la ley de “Porsovsky” que el número de “archivos ocultos” de un flautista es proporcional a los años de experiencia en el curro.

¿Te imaginas que pudiéramos ver esos archivos e intenciones ocultas?:

descarga (3)

“…de momento tengo la sonrisa, pero si apruebo se van a enterar estos desgraciados…”,  “estoy deseando de trabajar para poder librar y dedicarme más a lo que me interesa”, “ya enseñaré yo a estos a tocar la flauta”, “a partir de ahora el “La” lo daré yo”,… “me meto en cuanto pueda en la comisión para trepar y no dar ni chapa”…en fin , necesitaríamos un “detector de mentiras” en una prueba para saber si la “experiencia” ha hecho buenas obras en las almas de los candidatos.

Vamos ahora a trasladar esta teoría de” la experiencia” a otro contexto.  ¿Os imagináis algo así?: “Se convocan pruebas para acceder al cuerpo de profesores de música en la especialidad de flauta travesera. De todas las solicitudes se hará una  pre-selección en virtud del currículum de cada aspirante, atendiendo a la experiencia docente”.

¡Madre mía!, ¡”Con la Iglesia hemos topao”! Un filtro curricular en una profesión que de toda la vida ha estado abierta a “to quisqui”, y así está el patio. ¿Crees, en general, que existe una gran vocación sincera en todos los profesionales que nos dedicamos a la enseñanza?. No me contestes ahora, hazlo después de la publicidad.

De todas formas, el tener una determinada experiencia docente, tampoco asegura que se disponga de una verdadera vocación y amor a esta profesión. Incluso el observar a un candidato dar una clase como parte de un ejercicio en unas pruebas, tampoco asegura nada aunque nos puede dar algunos datos.

images

Trabajar en un conservatorio, y sobre todo , en un “Conservatorio profesional” , no es dar un  maravillosa masterclass aislada, donde el profesor engominado opina, resuelve dudas , aconseja, da pistas y ¡Hasta luego, Lucas!, ¡ Oye majete, dile a tu profesor que necesitas trabajar unas cuantas cosillas¡… ¡ Yo lo haría de buen gusto pero es que yo no puedo ahora, tengo que cambiar el ticket del parking al coche!…      ¡No sé si me ejjjplico…! .

descarga (2)

La “decencia” en un conservartorio o escuela de música, supone en muchas ocasiones, trabajar con alumnos que en muchos casos ,no corresponden al alumno “ideal”. Es tener esa paciencia infinita con alumnos que están hasta arriba de asignaturas en la enseñanza obligatoria y que a pesar de su esfuerzo llegan a clase, en el mejor de los casos, con la mitad de lo que le has pedido. Es tener que buscar  la creatividad hasta debajo de los cajones para enganchar al niño ese aburrido que va porque su padre un día vio una flauta en un anuncio de Scottex o resulta que tenía una flauta heredada de su bisabuelo y así de paso…, además vive al lado del conservatorio y así por las tardes el niño se baja a tocar la flauta y que deje de tocarme a mi las narices.

Sí amigos, esta profesión es como es y, en mi opinión, aun arriesgándome a llevarme alguna crítica (que seguramente será con razón) esta profesión debería estar reservada a los que verdaderamente la entienden y la aman. Y afirmo esto siempre con un sentido constructivo, no para animar a la gente a que ame esta profesión, porque no se puede amar a la fuerza, como dice mi vecino Juan que ya se ha separado dos veces de dos mujeres con “experiencia” y según él, no encuentra el amor de su vida, aunque yo creo que todavía no se ha encontrado ni a él mismo. Me gustaría prevenir a los flautistas que sueñan con grandes ideales, con el fín de que no se equivoquen de profesión, vivan en una continua frustración y paguen el pato  con los más inocentes. Sí, lo más inocentes: los niños y la juventud son la punta del iceberg de una sociedad que vive en una constante frustración. Parece que nadie está donde quiere y todos quieren estar donde nadie sabe.

ser un maestroA un padre se le conoce por sus hijos y a un profesor se le conoce por sus alumnos, al igual que al árbol se lo conoce por sus frutos. Si los frutos están envenenados, entonces ¿a quién vas a culpar, a los frutos o al árbol?. Nosotros somos el árbol, y esos jovencillos flautistas son los frutos, y quieras o no quieras tienes una gran parte de responsabilidad en su formación.

Los docentes somos unos grandes privilegiados en una sociedad atascada, por la sencilla razón de que podemos CREAR, podemos influir en el pequeño-gran mundo que nos rodea. Siempre salgo de mi casa con la idea de que el mundo se cambia con pequeños e insignificantes actos. ¿Qué has creado tú hoy? .Estoy convencido de que Charles Darwin estaba equivocado, porque está demostrado que lo monos tienen más capacidad de crear que incluso las personas. Los monos fueron más allá de sí mismos y crearon la humanidad. ¿Qué estamos creando nosotros? ¿Estamos evolucionando o nos estamos autodestruyendo? Una gran pregunta, ¿No crees?

Y ya lo sé , querido amigo, sería todo mucho más fácil si fuera de otra forma, como pasa en otros países. Porque claro, en otros países las cosas funcionan mucho mejor, eso dicen los extranjeros, los “erasmuspocos” y los esnobs de turno. Pero no me digáis que no es un reto interesante cultivar en un campo virgen donde vas contra corriente. ¿Qué te motiva más, plantar naranjas en Valencia o sacar agua en el desierto del Sahara ?. Imagino que dar clase de flauta en la “Julliard” es como dirigir la “Filarmónica de Berlín” ,es decir, aunque lo hagas como el “Kuhlau” ,aquello “tira palante”, ¡Niño, mañana te traes los Caprichos de Paganini de memoria y al doble de velocidad, je,je!.

El no estar trabajando mayoritariamente con alumnos que van prácticamente “solos”, que necesitan mucho de ti, nos sitúa continuamente contra las cuerdas. Los niños y adolescentes son personas inconformistas y difíciles de controlar, son más libres que los “adultos” y no se les puede seducir flautísticamente con unos patrones inamovibles y añejos. Ellos nos hacen ver constantemente nuestra tendencia a la “hibernación pedagógica” y a la búsqueda de la comodidad.

Los profesores tenemos un importante mensaje que transmitir a nuestros alumnos: estudiar la flauta tiene algo muy hermoso, no importa si sales derrotado o si sales triunfante. Lo que verdaderamente importa es que juegues bien, que juegues totalmente, que juegues intensamente, que los des todo y no te guardes nada. Lo importante es que aprendas  a poner tus energías en lo que estás interpretando, no importa el resultado. Debes aprender que la vida es un juego y que tienes un maravilloso juguete para divertirte con él.

¿Necesitamos un currículum para ser profesor? Por supuesto que NO, necesitamos PERSONAS HUMANAS que trasmitan AMOR por lo que hacen , no importa el cómo ni el resultado. AUNQUE, BIEN ES CIERTO QUE CON AMOR TODO SE DA POR AÑADIDURA.

HUYE DE CONSIDERARTE UN FLAUTISTA EXPERIMENTADO. YO ME FIARÍA MÁS DEL QUE DICE DE SÍ MISMO QUE NO SABE NADA

.

 

 

Anuncios